La dieta FODMAP

|

Querid@s  amig@s, hoy os voy a hacer algunas reflexiones sobre un tema de candente actualidad: la dieta libre o baja en FODMAP. 
La dieta libre o baja en FODMAP nace como respuesta a aquellos pacientes que son diagnosticados de intolerancia a fructosa/sorbitol y que se encuentran perdidos a la hora de confeccionar las 5 comidas a realizar en el día. Estas siglas corresponden a: Oligosacáridos Disacáridos Monosacáridos y Polioles Fermentables (FODMAP es el acrónimo en inglés) por lo que la dieta se basa en suprimir o reducir estas sustancias que en principio se supone, son perjudiciales para nuestro organismo. Esta dieta se enmarca dentro de la patología de Trastornos Funcionales Digestivos como puede ser el Síndrome del Intestino Irritable. 
Los trastornos funcionales digestivos son una serie de síntomas gastrointestinales que se presentan de forma crónica y recidivante, y que no se explican a través de las múltiples pruebas complementarias que el médico suele realizar, dado que los resultados de ellas son normales. Es decir, nuestro vientre se hincha, tenemos muchos aires, las comidas nos sientan mal...pero el médico nos dice que todo nos sale bien.
Se trata efectivamente de un tema muy complejo, del que todavía hay importantes lagunas de conocimiento, que pueden llevar en ocasiones a determinados facultativos a tomar la “decisión fácil” de eliminar alimentos de nuestra dieta, que en realidad son esenciales para el organismo. Os dejo en esta entrada de blog una reflexión que me gustó mucho de un foro de expertos en el tema: 
“Cuando nos referimos a FODMAP lo hacemos a componentes que encontramos en alimentos básicos en nuestra alimentación, como cereales, legumbres, lácteos... muchos de ellos, “son el corazón de dietas que han sido contrastadas con diversos estudios y que demuestran su eficacia frente a una gran variedad de enfermedades, desde el cáncer de colon de mama al alzheimer”. Por lo tanto, vale la pena señalar que es un contrasentido retirar a los pacientes alimentos beneficiosos para su salud”
Por eso amig@s, una vez más, poneros en manos de profesionales bien formados en la materia antes de elegir vosotr@s por vuestra cuenta que camino tomar.